alberto caminero

En esta guía vamos a tratar los recursos que cabe interponer contra resoluciones procesales en el procedimiento contencioso- administrativo, que son los siguientes:

– Recurso de apelación.

– Recurso de casación.

– Ordinaria.

– Para la unificación de doctrina.

– En interés de ley.

– Recurso extraordinario de revisión.

  1. Recurso de apelación:

Éste recurso se podrá interponer contra sentencias dictadas en 1ª instancia por juzgados de lo Contencioso-Administrativo y centrales de lo Contencioso- ADS. En ellos deberá resolver su superior jerárquico en 2ª instancia, es decir, los Tribunales Superiores de Justicia para los juzgados y la Audiencia Nacional para los centrales.

Serán en todo caso apelables los siguientes:

  • Los que inadmitan el recurso por razón de cuantía.
  • Los relativos a derechos fundamentales de la persona.
  • Los que resuelvan litigios entre administraciones públicas.
  • Los que resuelvan impugnaciones indirectas de reglamentos.

Hay que reseñar que para que la sentencia se dicte en 1ª instancia es necesario que la cuantía litigiosa supere los 30.000 € y no sea materia electoral, CONTACTO puesto que, en caso contrario, la sentencia se dictará en única instancia.

2. Recurso de casación ordinario:

Es un recurso extraordinario ya que sólo procede por 4 motivos tipificados en la ley. 

Va a proceder siempre contra sentencias que hayan sido dictadas en única instancia por la Audiencia Nacional o los Tribunales Superiores de Justicia, siendo competente para resolver en todo caso el Tribunal Supremo.

Es importante tener en cuenta que la cuantía litigiosa ha de superar 600.000 €, salvo  las excepciones señaladas, como en el caso de protección de derechos fundamentales de la persona o materia de personal, por ejemplo.

3. Recurso de casación para unificación de doctrina:

El recurso de casación para unificación de la doctrina procederá contra sentencias dictadas en única instancia por la Audiencia Nacional, los Tribunales Superiores de Justicia o bien el Tribunal Supremo si es respecto de los mismos litigantes u otros distintos y en base a fundamentos de derecho, a hechos y a pretensiones que sean iguales sustancialmente, TELEFONO pero en ese caso se llegó a un pronunciamiento distinto.

Como en lo casos anteriores la cuantía litigiosa debe alcanzar un mínimo, que en este caso concreto debe superar 30.000 €, además de no caber la casación ordinaria anterior.

Resolverá el recurso de casación para unificación de doctrina el Tribunal Supremo con carácter general. CONTACTAR No obstante, se pueden dar ocasiones en que también podrán resolver los Tribunales Superiores de Justicia.

Si prosperara este recurso se anulará o casará la sentencia que sea contraria a derecho y sustituyéndose por pronunciamientos que esta vez sí estén ajustados a derecho.

4. Recurso de casación en interés de ley:

En el recurso de casación en interés de ley se procederá contra sentencias que hayan sido dictadas en única instancia por juzgados, la Audiencia Nacional o los Tribunales Superiores de Justicia siempre y cuándo éstas resoluciones puedan resultar gravemente dañosas u erróneas para el interés general.

Si prosperara el recurso de casación en interés de ley, la sentencia que resuelva no afectará la situación jurídica particular que se derive de esta resolución que ha sido recurrida. De esta forma, únicamente se va a establecer en el fallo doctrina legal que será aplicable desde ese momento, vinculando a los jueces y los tribunales en dicha materia.

Es importante saber que si se quiere acudir a la casación en interés de ley no habrá podido proceder la casación ordinaria o la casación para unificación de doctrina. En caso contrario, no será de aplicación.

Generalmente en este recurso resolverá el Tribunal Supremo y, en algunas ocasiones, podrá hacerlos  el Tribunal Superior de Justicia.

  1. Recurso extraordinario de revisión:

Se trata de un recurso extraordinario porque únicamente cabe contra sentencias firmes y solamente por 4 motivos tasados en la ley.

El órgano competente para su resolución va a ser el superior jerárquico, que en el caso de sentencias firmes dictadas por el Tribunal Supremo conocerá una sala especial del Tribunal Supremo.

ALBERTO CAMINERO LOBERA

Guia derecho administrativo 5 Alberto Caminero Lobera 

Guia derecho administrativo 6 Alberto Caminero Lobera 

Guia derecho administrativo 7 Alberto Caminero Lobera 

Guia derecho administrativo 8 Alberto Caminero Lobera 

Nuestra puntuación